Préstamos para trabajadores en negro: opciones, características y cómo solicitar crédito

Se suele pensar que si no se cuenta con un comprobante de ingresos o un recibo de sueldo, no se puede acceder a un préstamo personal. Sin embargo, esto no es cierto. En Argentina, existen empresas financieras que ofrecen préstamos a trabajadores en situación irregular, a los cuales se puede acceder de manera rápida y sencilla a través de unos pocos clics.

¿Cuáles son las opciones de préstamo disponibles para las personas que trabajan en la informalidad?

Si bien es cierto que la mayoría de los bancos no ofrecen líneas de crédito a personas sin comprobantes de ingresos, las FinTech han conseguido suplir esta demanda, brindando préstamos con requisitos mínimos y sin trabas burocráticas.

En iKiwi, podrás encontrar las mejores alternativas de crédito para trabajadores en situación irregular. Además de no requerir documentación que respalde tus ingresos, todo el proceso se realiza de manera completamente online y con pocos datos requeridos.

Características de estos préstamos

Una de las principales características de estos préstamos es que se gestionan de forma totalmente online. No será necesario acudir a sucursales a presentar documentación ni esperar varios días para obtener una respuesta. Todo el trámite se realiza desde tu celular o computadora.

Los préstamos online para trabajadores en situación irregular solo requieren que tengas una cuenta bancaria, una línea de celular y una dirección de correo electrónico. Además, te solicitarán que dispongas de una tarjeta de débito válida y conozcas tu CBU para realizar la transferencia del dinero.

En general, el monto máximo que se presta es de $30.000, y el mínimo es de $1000. La cantidad de cuotas puede variar, pero el máximo establecido es de 9 cuotas fijas.

El dinero suele ser transferido en menos de 24 horas, por lo que estos préstamos son muy rápidos. En el peor de los casos, podría demorar de 48 a 72 horas en caso de que la empresa necesite realizar una validación más exhaustiva de tu perfil crediticio.

En resumen, estos préstamos son fáciles de obtener, sin trabas burocráticas, se realizan de manera completamente online y cuentan con requisitos mínimos.

¿Cómo obtener un préstamo si estoy empleado sin registrar?

Solicitar un crédito siendo trabajador en la economía informal es posible siguiendo un sencillo proceso de 3 pasos y proporcionando solo 6 datos. Esta gestión puede realizarse de manera rápida y obtener una pre-aprobación en menos de 2 minutos.

En caso de que alguna entidad acepte la solicitud y realice una oferta, será necesario presentar una selfie y una foto de tu documento de identidad para verificar tu identidad. Algunas empresas también pueden enviar un código de confirmación de 4 dígitos por mensaje de texto para comprobar que posees un número de teléfono móvil válido.

El último paso para acceder a estos préstamos para empleados no registrados consistirá en aceptar el contrato y proporcionar tu Clave Bancaria Uniforme (CBU) para recibir el dinero solicitado. Cabe mencionar que, en estos casos, no se aceptarán monederos virtuales, únicamente una cuenta bancaria.

Completa ahora nuestro formulario y podrás simular tu crédito con diferentes financieras, ahorrando tiempo y encontrando la mejor alternativa en un solo lugar.

En muchas ocasiones, también nos consultan personas que no cuentan con un empleo estable, sino que realizan actividades esporádicas o se encuentran temporalmente desempleadas; para ellos, disponemos de opciones de préstamos para desempleados.

¿Cómo puedo demostrar mis ingresos?

Aunque no se te solicite un recibo de sueldo, es necesario que puedas demostrar ingresos para poder cumplir con las cuotas. ¿Pero cómo pueden las entidades financieras saber si el solicitante cuenta con ingresos suficientes para hacer frente a la deuda mensualmente?

Las entidades financieras utilizan diferentes métodos de evaluación crediticia para determinar el nivel económico del solicitante. Se consultan bases de datos como Veraz o Nosis para conocer su solvencia crediticia y si posee otros ingresos, como beneficios de la Administración Nacional de la Seguridad Social (ANSES) o planes sociales.

Con estos datos y otros indicadores que se revisan, se realiza una estimación acerca del monto que se podría otorgar al solicitante y del riesgo de hacerlo, o se determina que no es posible aprobarlo debido a que no cumple con los requisitos mínimos de historial e ingresos.

Cuando no contamos con un comprobante de nuestros ingresos mensuales ni estamos registrados en el monotributo, es importante utilizar productos financieros para elevar nuestro score crediticio previamente mencionado. Para lograrlo, deposita el dinero que recibas en efectivo y realiza tus pagos con tarjeta de débito, adhiriendo servicios y realizando transferencias. Evita pagar fuera de plazo, ya que esto afectará tu calificación.

De esta manera, acumularás un historial que será de gran ayuda a la hora de obtener un préstamo.

¿Qué empresas podrían otorgarme un préstamo si trabajo en condiciones informales?

En la actualidad, las empresas financieras tecnológicas están flexibilizando aún más sus políticas para otorgar préstamos personales a trabajadores no registrados, a una mayor proporción de solicitantes. La compañía que actualmente otorga más capital es Waynimovil, la cual ofrece hasta $30,000 en 9 cuotas fijas.

Para acceder a un préstamo de Waynimovil, se requiere tener al menos 25 años y menos de 65, y es indispensable contar con una tarjeta de débito vigente y activa. Además, si tu banco utiliza tarjetas de débito VISA, tendrás más posibilidades de ser aprobado.

También es necesario tener un historial financiero sólido, lo cual implica no tener deudas impagas en la actualidad.

¿Cómo funcionan los préstamos para trabajadores no registrados?

Hemos mencionado algunos aspectos importantes sobre estos préstamos y su funcionamiento. Sin embargo, repasemos los puntos clave para disipar cualquier duda acerca de cómo operar con ellos.

Los préstamos para personas que trabajan en condiciones informales son sumas de dinero que recibe un empleado no registrado legalmente, quien se compromete a devolver dicho monto en un plazo determinado junto con los intereses acumulados.

Si, por ejemplo, nos prestan $10,000, tendremos que devolver esa cantidad más los intereses que haya establecido la compañía. La tasa de interés se menciona antes de aceptar el préstamo y el monto de la cuota es el importe final a abonar mensualmente. Hay que tener en cuenta que al no tener ingresos demostrables, los cuales incluso pueden no ser estables, es más arriesgado prestarte en comparación con otra persona que tenga una situación laboral formal.

En consecuencia, el costo total de financiamiento puede resultar superior en comparación con otros perfiles.

Una vez transcurrido el primer mes, deberás realizar el pago de la cuota en la fecha establecida. Normalmente, se realiza el débito de manera automática, pero también existen opciones de pago manual a través de Rapipago/PagoFácil o transferencia bancaria.

Scroll al inicio